martes, abril 7, 2020

La Joya del Índico, un curioso destino a visitar

Un atrapante paisaje se le ofrece a aquellos que deciden llegar a San Mauricio, una deslumbrante cascada submarina, que pone a pensar en un mundo fantástico o en una ilusión óptica.

Es un país situado al suroeste del océano Índico que incluye también las islas de San Brandón o Cargados Carajos, Rodrigues y las islas Agalega dentro de la república que forma parte de las islas Mascareñas, cerca de la isla francesa de la Reunión.

Tiene un reducido tamaño con 330 kilómetros de costa y está rodeada de un arrecife coralino. Pero su sobrenombre, “La Joya del Índico” la caracteriza como una belleza ideal para visitar que admite una convivencia tranquila en playas de arenas blancas y aguas de color turquesa.

Destaca por sus vistas esplendidas y por las playas y naturaleza para realizar todo tipo de actividades y deporte dentro del entorno natural que la rodea.  

Una isla que además mezcla en su historia las tradiciones de pobladores de origen holandés, francés y británico junto a los procedentes de India, África y China, que permiten apreciar en su extensión abundante colorido en los mercados, templos y casas coloniales. Se

Port Louis, la capital es una ciudad pintoresca que cuenta con cinco barrios: hindú, islámico, cristiano, chino y criollo.

Tiene una población de 140.000 habitantes y fue fundada por el gobernador francés Francois Mahé Labourdonnais en 1735 y es la sede del gobierno y principal centro de comercio y negocio de la isla. Desde la fortaleza se aprecian vistas panorámicas al templo tamil y el jardín botánico, uno de los más antiguos del mundo.

En zona de la Costa Norte se encuentra Pointe aux Piments, una de las playas más populares por sus cocoteros y otras como Trou aux Biches y Mont Choisy, en las cuales se practican deportes como la vela, windsurf y pesca de alta mar.

Se encuentra allí la Tierra de los 7 colores, un lugar con montículos y formas redondeadas por la acción de los vientos, con colores que cambian dependiendo de la hora de la visita. No se ha podido dar una explicación científica del lugar, aunque está valorada su formación por las cenizas volcánicas y coloreadas por el efecto de la oxidación.

Fuente: Caribbean News Digital